La estrategia Martingala

Abre una cuenta gratis ahora

La historia de la Martingala

La estrategia de la Martingala es una estrategia muy antigua que no solo se ha utilizado en las mesas de ruleta. Se remonta al siglo XVIII, utilizándose en el juego más simple; cara o cruz al lanzar una moneda.
Aunque no se sabe con toda seguridad, el nombre Martingala probablemente proviene del propietario de un casino en Londres llamado John Henry Martindale.

Martingale

Cómo funciona la Martingala

La Martingala es una estrategia que se puede aplicar fácilmente en las mesas de la ruleta. Todo lo que tienes que hacer es duplicar tu apuesta cada vez que pierdes una apuesta, mientras que la deberás volver a tu apuesta original tras cada victoria. Empleando la Martingala es importante saber que solo debes hacer apuestas con una probabilidad del 50%, como el número par / impar o el color rojo / negro. Este es un ejemplo del uso de la estrategia:

Decides hacer tu primera apuesta de 1 € y apostar por el color rojo. La bola cae en rojo y tú ganas, lo que significa que no cambias la apuesta, ya que siempre se debe volver a la original tras una victoria. Por lo tanto, una vez más haces una apuesta de 1 €, y terminas perdiendo. En caso de perder, la apuesta siempre debe duplicarse, lo que significa que deberás apostar 2 € en la próxima ronda. Haces esto y una vez más pierdes, así que ahora tienes que duplicar tu apuesta una vez más, lo que hace un total de 4 €. En esta apuesta, finalmente ganas y, por lo tanto, vuelves a tu apuesta, que era de 1 €. Esto significa que tu próxima ronda será una apuesta de 1 €, que luego volverás a duplicar si pierdes.

 

Ronda Apuesta Ganadas Perdidas Resultado neto
1 € 1,- X € 1,-
2 € 2,- X € 3,-
3 € 4,- X € 1,-

Pros y contras

El beneficio obvio de utilizar la estrategia Martingala es que siempre ganarás una cantidad igual a tu apuesta original siempre que sigas duplicando tu apuesta tras perder. La desventaja de esto es que las cantidades rápidamente serán muy altas cuando llegues a una mala racha perdiendo y al final tengas que hacer apuestas más altas de lo que puedes permitirte o más altas de lo que permite el límite de la mesa. En el siguiente ejemplo las apuestas crecen rápidamente en una racha perdiendo con sólo 1 € como apuesta inicial:

Ronda Apuesta Perdidas Apuestas
1 € 1,- 8 € 128,-
2 € 2,- 9 € 256,-
3 € 4,- 10 € 512,-
4 € 8,- 11 € 1.024,-
5 € 16-, 12 € 2.048,-
6 € 32,- 13 € 4.096,-
7 € 64,- 14 € 8.192,

Con nueve derrotas ya has alcanzado cifras enormes, ya que tendrías que apostar 512 € solo para poder ganar 1 €. Ahora probablemente te estés preguntando cuál es la probabilidad de perder nueve veces seguidas. Esto ocurre aproximadamente 1 de cada 1000 veces y no es tan común, pero cuando ocurre, y llegará a ocurrir en algún momento, el riesgo de perder todo tu dinero es grande.

pros cons Martingale

¿Debo usar la Martingala?

Si utilizar la Martingala es bueno o no, depende de la cantidad de dinero que tienes y si estás dispuesto a arriesgar, así como de cuál es tu objetivo al jugar a la ruleta en vivo.

use Martingale

Conclusión

La Martingala es una estrategia que en teoría funciona a la perfección, pero en realidad tu presupuesto o los límites de la mesa del live casino pondrán fin a esta idea ganadora. Sin embargo, con un presupuesto lo suficientemente grande, lograrás finalizar la mayoría de tus sesiones con ganancias. La desventaja es que las apuestas se vuelven muy altas rápidamente, lo que significa que tienes que arriesgar mucho solo para ganar un poco. Además, es inevitable no encontrarte con rachas perdiendo lo suficientemente largas como para costarte todo tu dinero.

La estrategia es de alto riesgo y es la más adecuada para aquellos que realmente desean aumentar sus posibilidades de obtener ganancias en una sola sesión y están preparados para perder rápidamente todo su dinero en caso de que surjan demasiadas rachas perdiendo.